Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

¿Por dónde comenzar a cambiar la empresa para adaptarse al IoT?

  • Noticias

Estrategia

Personas, procesos y "cosas" son los ejes sobre los que se debe asentar cualquier estrategia corporativa relacionada con el Internet de las Cosas que quiera tener éxito.

Los grandes conceptos tecnológicos que se manejan hoy en día, como el IoT, requieren de grandes cambios dentro de un negocio para su implantación. Precisamente, según desvela el documento “How to choose an IT platform to empower your Internet of Things” publicado por HPE, esta evolución tiene que ocurrir en tres grandes categorías para que tenga el éxito esperado.

También te puede interesar...

¿Quieres descubrir cómo la Tecnología puede hacer crecer tu negocio? No te pierdas Reimagine 2017. Regístrate aquí.

Accede a las oportunidades que se abren con los nuevos servicios TI en este enlace

Conoce las capacidades transformadoras de la tecnología híbrida en este enlace

El impacto de la Transformación Digital en el negocio al detalle en este enlace

La primera son las personas. Los equipos tendrán que pensar creativamente sobre cómo se pueden alcanzar las metas específicas, y luego refinarlo para generar aplicaciones prácticas y viables. Aunque, según el documento, a las personas no siempre les gusta el cambio, no tendrán más remedio que abrazar IoT, porque, ya sean conscientes de ello o no, esta tecnología alimentará cada vez más las aplicaciones que usarán diariamente. En cualquier caso, el comportamiento humano y organizacional es fundamental para lograr el valor de los nuevos enfoques, y es particularmente importante a la hora de cambiar una organización.

La segunda área son los procesos. Y es que más allá de pensar de otra manera, también habrá que actuar de forma diferente. Las empresas deben explorar dónde las ideas pueden conducir más rápidamente a nuevas respuestas, y luego averiguar lo que puede ser automatizado. En este sentido, será crucial estandarizar e institucionalizar las formas en que los diversos actores empresariales llevan a cabo sus actividades; y se tendrán que incorporar nuevos comportamientos derivados de los procesos de IoT.

Y, por último, se encuentran las “cosas”, que se ven como medios para un fin, como objetos que pueden capturar datos. Todo ello, después, necesita ser instrumentado para aprovechar esa información comunicándola al lugar adecuado para la acción, ya sea la nube o el centro de datos; y luego usar análisis para entender lo que dicen los datos y crear una respuesta para corregirlos u optimizarlos.

Según este informe, los dos primeros componentes suelen estar liderados por directivos y consultores de estrategia, que planifican la gestión del cambio y las iniciativas de transformación del negocio. Por su parte, los equipos de infraestructura y operaciones de TI deberán llevar la mayoría de las veces el liderazgo en la tercera categoría. Será responsabilidad suya inventar, adaptar y luego implementar la arquitectura física y lógica que hará que IoT realmente funcione para el negocio.

IoT

La rápida expansión de dispositivos conectados representa una oportunidad única para hacer crecer su negocio. Internet de las cosas ofrece nuevas formas de relacionarse con los clientes, desarrollar nuevos modelos de negocio y una mayor visibilidad en la innovación inteligente. Ahora es el momento de capitalizar en IoT. Conozca cómo Hewlett Packard Enterprise le ayuda a aprovechar un mercado en expansión y cuáles son los elementos que tiene que tener una solución de Internet de las Cosas en este enlace.